Grasas saturadas e insaturadas: conoce las diferencias

  • Las grasas son un tipo de nutriente indispensable para el organismo humano, sin embargo, es importante consumirlas en cantidades adecuadas, pues su exceso puede traer graves consecuencias para la salud.
  • ¿Por qué son necesarias?
  • Las grasas dan al cuerpo energía para trabajar adecuadamente, ayudan a mantener la temperatura corporal, permiten que el organismo absorba las vitaminas A, D, E y K y son necesarias para mantener la piel y el cabello saludables. Además, son un nutriente indispensable para obtener los ácidos esenciales linoleico y linolénico, los cuales no produce el cuerpo por sí mismo y son imprescindibles para el buen funcionamiento del organismo.
  • Las grasas pueden ser de los siguientes tipos:
  • Saturadas:Se caracterizan por elevar el colesterol del tipo LDL, denominado “malo”. Estas grasas en exceso ponen en riesgo la salud, ya que pueden producir ataques cardiacos, problemas cardiovasculares, entre otros. Por ello es importante tener en cuenta los siguientes consejos:
  • Limitar el consumo de estas grasas a máximo el 10% de las calorías totales de la dieta diaria.
  • Moderar el consumo de alimentos que son ricos en estas grasas como: carnes grasosas, mantequilla, leche entera, crema, manteca de cerdo, margarina y otras grasas que a temperatura ambiente sean sólidas.
  • Insaturadas: Son grasas saludables porque ayudan al corazón y pueden ayudar a reducir niveles de triglicéridos en la sangre, pero también se las debe consumir con moderación. Pueden ser mono insaturadas o poli insaturadas. Están presentes en alimentos como: aceite de oliva, aceite de girasol, pescado, aguacate, frutos secos como nueces y almendras.
  • Información proporcionada por el Centro de Prevención y Control de las enfermedades de Estados unidos y por la Biblioteca Nacional de Medicina de USA. (Medline Plus)